Espacio publicitario
MiéRcoles 13 de noviembre de 2019
Buscador de noticias
Encuentre toda la informacion que necesita en mas de 23 años de archivo
Espacio publicitario
Economía y Política

La Fed juzgó modesta la suba del PBI

La economía estadounidense creció más de lo esperado en el segundo trimestre, aunque la Reserva Federal calificó de modesto el 1,7% anualizado y mantuvo sin cambios el plan de compra de bonos que aplica como estímulo.

jue 1 de agosto de 2013
Comentarios: (0)
Por: ,

Con una trama de suspenso rodeó la Reserva Federal de Estados Unidos el anuncio de aceleración de la economía de la potencia mundial en el segundo trimestre por encima de lo esperado: 1,7% anualizada.

La inversión de las empresas contribuyó de forma positiva al crecimiento, aportando un 4,6% tras contraerse en la misma proporción en el arranque del año.

 Y la evolución inmobiliaria, que fue del 13,4%, repitió el alza del 12,5% del primer trimestre, mientras del lado de la balanza comercial, las exportaciones subieron un 5,4% y las importaciones bajaron un 1,3%.

 Algunos analistas interpretaron que un comportamiento expansivo como éste constituiría una buena base para que la Fed dispusiera una reducción de los estímulos, pero terminaron desconcertados cuando por primera vez en tres años calificó ese ritmo de modesto y decidió en consecuencia mantener sin cambios el plan de compra de activos, en los 85.000 millones de dólares al mes, y que los tipos de interés sigan intactos entre el 0% y el 0,25%.

 Pero aún queda por verse el dato de empleo del viernes y del mes próximo, que si resultan ser sólidos podrían reavivar las expectativas en setiembre.

 Hay que tener en cuenta que el crecimiento medio de EE.UU. estaría en el 3,3%, pero necesitaría expandirse a un ritmo cercano al 5% para que tenga un efecto real sobre el empleo.

 La tasa de desocupación rondaba el 7,6% en junio, y de momento, junto al dato del PIB, también se supo que el sector privado creó 200.000 puestos de trabajo durante el mes que se cierra, un ritmo similar al de junio. Con vistas al futuro, los economistas creen que la economía repuntará un 2,5% en el tercer trimestre y que de ahí suba a un 2,8% en el cuarto.

 

Acertar la fecha en la que la Fed empezará a moderar la compra de deuda es la pregunta del millón en los mercados. Se barajaban como posibles septiembre y diciembre para comenzar el retiro paulatino, pero en su último acto en público, Bernanke dijo que sería a final de año.

 La Fed está divida por mitades: una es favorable a que se empiece a levantar el pie del acelerador tras el verano, y la otra es más conservadora.

 El indicador de PIB superó las previsiones de los bancos de inversión y el mercado no preveía un crecimiento superior al 1%. Y hasta hubo analistas que lo bajaron del 0,5% hasta niveles muy parecidos a los vistos a finales de 2012. Tampoco esperaba Wall Street que el 1,8% del primer trimestre quedaría reducido hasta mostrar un ritmo tan débil.

 El propio Bernanke había dicho en su última intervención en el Congreso que el bloqueo fiscal se estaba comiendo 1,5 puntos porcentuales del crecimiento. Lo que está por ver es cómo los nuevos datos del PIB pueden afectar también a la estrategia a corto plazo de la Reserva Federal.

 De ahí que la cifra conocida ayer sea uno de tres enfoques que ocuparán los debates especulativos de los que está pendiente el sistema globalizad. Otro es el drástico recorte en el gasto público, como consecuencia del bloqueo en la negociación para reducir el déficit público, que se redujo un 1,5% en el segundo trimestre tras caer un 8,4% en el primero. Y el tercero, que el consumo creció un 1,8%, frente al avance del 2,3% registrado en el primer trimestre.

 Metodología

 En cuanto al cambio metodológico del PIB, el último gran ajuste estadístico se hizo en julio de 2009, cuando EE.UU. empezaba a emerger de la última recesión.

 Con el nuevo método, la tasa de crecimiento para el conjunto de 2012 queda ahora fijada en el 2,8%, frente al 2,2% que se dio inicialmente. Lo que no cambian los nuevos datos es que la última fue la peor crisis desde la Gran Depresión y que la salida está siendo agónica por su profundidad.

 Aunque la revisión para 2012 es destacada, para el resto no cambio mucho con el nuevo modelo.

 El crecimiento medio desde 1929 es ahora una décima más alto, en lugar del 3,2%. Respecto a la última década, el crecimiento queda en el 1,8% frente al 1,6% que se dio hasta ahora.

 Desglosando la última crisis, la contracción entre el cuatro trimestre de 2007 y el segundo de 2009 queda en el 2,9%, frente al 3,2% Entre 2009 y 2012, el crecimiento fue del 2,4%, tres décimas más alto.

 

 

Comentarios de los lectores
Espacio publicitario
Espacio publicitario
Espacio publicitario
Lo mas leido de Economía y Política
Espacio publicitario
Espacio publicitario
Espacio publicitario
Espacio publicitario
Espacio publicitario
Últimos Tweets